jueves, abril 23, 2009

EE.UU. debe levantar el bloqueo a Cuba sin condiciones

Comparecencia del compañero Daniel Ortega, presidente de Nicaragua, en la Mesa Redonda Informativa

Tomado de Granma

Deisy Francis Mexidor
Francis_mexidor@granma.cip.cu

Si Estados Unidos ha cambiado debe levantar el bloqueo a Cuba sin condiciones, dijo el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, durante una intervención especial en la Mesa Redonda Informativa de este miércoles, en la que ofreció detalles acerca de lo acontecido en la recién finalizada V Cumbre de las Américas, celebrada del 17 al 19 de abril en Puerto España, Trinidad y Tobago.

Ortega saludó a Fidel "que está presente en todas estas batallas, al igual que Raúl" y enseguida comentó que a diferencia de la Cumbre Iberoamericana celebrada en Chile el pasado año, donde los debates de los líderes de la región fueron públicos, "de cara al pueblo, sin censura", porque en estos tiempos "ya no se puede callar a nadie", en Puerto España la primera debilidad que hubo fue "como decía Fidel, la reunión secreta y yo le agregaría la reunión censurada".

Enfatizó Ortega que en Trinidad y Tobago se impuso "la censura a los jefes de Estado de América Latina y el Caribe", y se preguntó "¿quién habrá influido para buscar esa censura?". Siguiendo el hilo de sus pensamientos acotó que no tenía "ninguna duda de que los que se preocuparon para que esa Cumbre fuese censurada fue la delegación norteamericana junto con la OEA".

En ese sentido explicó que la única ocasión que quedó a los mandatarios asistentes a la reunión para hablar "de cara a los pueblos, fue en el momento inaugural", en el que, incluso, hubo inconcebibles restricciones.

Dijo el Presidente nicaragüense que el día de inicio de la V Cumbre algunos homólogos de la región tuvieron que esperar hasta tres horas dentro del avión. "Había una fila de aviones. ¿Qué es lo que estaba sucediendo?: pues había llegado el Emperador y había que detener a los otros". Mencionó que tanto él como la presidenta Michelle Bachelet, de Chile; Evo Morales, de Bolivia; Felipe Calderón, de México; y Luiz Inácio Lula da Silva, de Brasil, "todos haciendo fila, tuvimos que esperar tres horas. Eso es una falta de respeto", señaló.

Así que son dos cuestiones, no de forma sino de fondo: primero, la censura, y dos, el tratamiento a los jefes de Estado a su ingreso al aeropuerto.

El dirigente sandinista criticó la limitación del tiempo de los discursos a solo diez minutos en la apertura de la cita.

TEMAS TAPADOS

Observó Ortega que pese a la férrea censura, los debates fueron avanzando y algo siempre logró filtrarse.

A pesar de que Cuba ha estado excluida de estas cumbres yo diría que el primer gran logro, la primera gran victoria es que Cuba estuvo presente en la voz de los pueblos a través de los gobiernos latinoamericanos y caribeños, incluso hasta entre los gobernantes más derechistas, más entreguistas, se mencionó el cese el bloqueo. Algunos lo hicieron con sus matices, pero tuvieron que mencionarlo, añadió el Mandatario, quien explicó que esta posición ya venía acordada. "Es un tema que no podía ser censurado y no podían prohibirnos hablar de Cuba, porque los pueblos y gobiernos ahí representados, cada día somos más, somos pueblos y gobiernos que estamos rompiendo las cadenas, estamos rompiendo la censura.

"Eso era impensable en las Cumbres de las Américas y también en las Iberoamericanas, porque eran gobiernos sometidos a los dictados de la política imperial. Se ha producido un cambio. Eso explica el peso que tuvo Cuba", añadió.

Dijo que al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y al primer ministro de Canadá no les quedó más remedio que escuchar el clamor generalizado de que cese el bloqueo a Cuba. "Fue unánime", apuntó.

LA HISTORIA NO SE PUEDE OLVIDAR

Durante su recuento sobre lo acontecido en Puerto España, Daniel Ortega resaltó la intervención del presidente boliviano, Evo Morales, cuando respondió al jefe de la Casa Blanca que "no podemos olvidar la historia".

Rememoró las recientes palabras del General de Ejército Raúl Castro Ruz en Cumaná, las que "fueron como un volcán", describió, "era Raúl hablando con la verdad, con esa firmeza con que lo hizo".

Comentó lo que dijo el Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros acerca de la disposición de Cuba al diálogo con EE.UU. sobre cualquier tema; sin embargo, criticó que ahora salen este miércoles unas declaraciones de la secretaria de Estado norteamericana, Hillary Clinton, tratando de manipular el contenido de lo expresado por Raúl y por el líder de la Revolución cubana, Fidel Castro Ruz, "como queriendo dar a entender que hay diferencias" entre ambos, enfatizó.

En Cumaná, Raúl fue claro, añadió Ortega, cualquier diálogo con Estados Unidos debe ser sin condiciones. Si quieren dialogar sobre derechos humanos que sea sobre ese tema tanto en Cuba como en EE.UU., al igual que sobre democracia, prisioneros¼

"Cuba está dispuesta a mandar a todos los asalariados del imperio a cambio de los Cinco luchadores anti-terroristas cubanos que guardan injusta prisión, larga prisión en Estados Unidos. El mensaje de Raúl fue un mensaje extraordinario, de Cuba hablando a una sola voz", apuntó el mandatario nicaragüense.

ENTRETELONES

Ortega narró que durante los debates en Trinidad y Tobago se destacaron las iniciativas de Petrocaribe y el ALBA. Momentos en los que se escuchó "a los hermanos caribeños" dijo, y la excelente intervención del líder de la República Bolivariana de Venezuela, Hugo Chávez Frías.

También mencionó la "muy buena intervención de Rafael Correa", cuando en el plenario afirmó que las elecciones no significan democracia, y consideró que en las palabras del jefe de Estado de Ecuador se resumía el debate "de fondo sobre las mal llamadas democracias en América Latina".

El pluripartidismo no es más que una manera de desintegrar a la nación, dividir a nuestros pueblos, apuntó Ortega.

ANECDOTARIO EN PUERTO ESPAÑA

Para el presidente de Nicaragua, si bien las intervenciones de los mandatarios no podían conocerse por la censura existente en el seno de la reunión, sí fueron noticias las fotografías: "Obama se da la mano con Chávez, Obama con otro presidente¼ ", narró.

El darse la mano no es más que una elemental cortesía. "Lo cortés no borra las diferencias ideológicas, lo cortés no borra la realidad y digo esto porque noté cierto encantamiento de estarse dando la mano con el presidente Obama, y noté que fue como Hamelin con su flautita (¼ ), pero creo que aunque llegó con la flautita no tuvo todo el efecto que quería porque salió el tema de Cuba, al punto que tuvo que reconocerlo", cuando se refirió al papel solidario de los médicos cubanos que prestan servicios en diferentes países de la región.

"Yo diría que ese fue el ambiente. Un ambiente indiscutiblemente relajado, no fue de tensión. Obama fue lo suficientemente inteligente para comportarse".

ESTADOS UNIDOS NO HA CAMBIADO

"Estados Unidos no ha cambiado", sentenció Daniel Ortega, y refirió que durante una de las reuniones paralelas en la V Cumbre, el presidente de Costa Rica, Oscar Arias, le expresó a Obama y a la Clinton que los había escuchado plantear en la campaña electoral que se iban a retirar de Iraq, donde se están gastando 400 millones de dólares todos los días. "Arias dijo ‘yo les pregunto: ¿van a cumplir con lo que prometieron?’ y la respuesta fue el silencio tanto del mandatario estadounidense como de su secretaria de Estado".

Recordó que en este encuentro vimos una realidad: unos EE.UU. con un nuevo presidente montado en una política imperialista que existe desde que es un imperio. "Es una continuidad".

Raúl recordaba en Cumaná que fue una administración republicana la que organizó la invasión (por Bahía de Cochinos) y una demócrata la que la ejecutó. Esa es la política del imperio, en sus objetivos expansionistas. Tenemos a un presidente de Estados Unidos que sigue atrapado en el pasado de 50 años de bloqueo, que en el 2004 dijo, cuando era candidato a senador, que había que acabarlo, y ahora responde que eso fue hace miles de años. A mí me deja bien claro que su respuesta es de una persona que miente.

Enfatizó Ortega que quienes no están atrapados en el pasado son la América Latina y el Caribe, donde sí se han producido cambios importantes a favor de la autodeterminación y la independencia, con programas como el de la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA), una de las iniciativas más nobles y grandes que la humanidad haya conocido.

Y reconoció que si se tomaran en cuenta en el mundo los planteamientos básicos del ALBA desaparecerían la miseria, la destrucción del medio ambiente.

EL CADÁVER INSEPULTO DE LA OEA

El líder sandinista ratificó lo que desde hace algún tiempo viene manejándose en la región acerca de la necesidad de crear una unión diferente a la Organización de Estados Americanos (OEA).

Pero, ahí viene otro debate: están los que piensan que a la OEA, que nace como instrumento del imperio para invadir países como República Dominicana, hay que salvarla, y están los que no comparten ese criterio, pero la OEA está muerta, es un cadáver insepulto, aclaró.

El presidente Obama, dijo, no llevó nada a esa Cumbre más que apretones de mano, ni un planteamiento de fondo frente a la crisis, fue un encuentro social, donde logró predominar la agenda latinoamericana y caribeña.

Sobre el proyecto de declaración final en Puerto España, Ortega explicó que el documento no se aprobó por consenso porque no fue analizado por los mandatarios asistentes, y que ya se habían expresado diferencias en cuanto al contenido del mismo, específicamente en lo referido al tema Cuba y porque se pretendía avalar el papel de la OEA, con lo cual no estaba de acuerdo el grupo del ALBA y había quedado explícito en la declaración de Cumaná.

Son ellos los que están atrapados en el pasado y no lo quieren admitir. Están atrapados en la estructura de un imperio y para que haya cambios necesitan hacer cosas radicales y profundas, que le quiten su naturaleza de imperio y los conviertan en una nación dispuesta a trabajar con el respeto a los países del mundo.

Más adelante señaló Daniel Ortega que si vamos a hablar de consensos o mayoría, habría que ver lo sucedido en la última votación de la ONU sobre el tema Cuba, donde 185 países demandaron que se levante el bloqueo. Si EE.UU. hubiese cambiado diría: tengo que respetar a la ONU, lo que no significa liberar a Estados Unidos del crimen y de la injusticia que se ha cometido en estos 50 años. EE.UU. debía indemnizar a Cuba.

Refirió también la incumplida sentencia de La Haya respecto al terrorismo de Estado de Washington contra Nicaragua. "Si apenas están abonando la deuda histórica con nuestros pueblos", acotó.

Pienso que hay cada día más condiciones para concretar la unión de los pueblos latinoamericanos y caribeños. El imperio quiere revitalizar a la OEA, algunos piensan que es salvable con Estados Unidos. Otros pensamos que una OEA con EE.UU. es lo mismo.

Y esa será la próxima batalla que se librará en Honduras, cuando se reúnan los cancilleres de la OEA.

Aclaró en ese sentido que Cuba no ha pedido ni está interesada en ingresar a la OEA. Pero cómo vamos a estar nosotros metidos en una organización que mantiene sanciones en contra de Cuba, y agregó, es como ser cómplices de esa política.

Finalmente abordó la cercanía de los 30 años de la Revolución Sandinista. "Sin Revolución cubana no hubiese sido posible la Revolución Sandinista", dijo.

 

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home